Proyecto gráfico de la nueva refinería

  • La construcción de la nueva refinería estima una inversión mayor a cien mil millones de pesos.
  • Mientras se concretan las ofertas de donación de terrenos, continúan sin interrupción los trabajos para desarrollar la ingeniería conceptual del proyecto.

El proyecto de una nueva refinería

El área requerida para la nueva refinería, considerando plantas de proceso, servicios principales, laboratorios, talleres de mantenimiento, oficinas administrativas, área de almacenamiento tanto de materia prima como de productos terminados y área de amortiguamiento, es de aproximadamente 700 hectáreas. En el plano de localización general (figura 1) se muestra la distribución general de las principales plantas de proceso de la nueva refinería para una capacidad de 300 miles de barriles diarios (mbd).

Volumen esperado

Se planea que la nueva refinería produzca aproximadamente 142 mbd de gasolinas y 2 mbd de diesel; asimismo, se obtendrían 12 mbd de turbosina. Todos los productos destilados serían de ultra bajo azufre.

Proceso y producción de la nueva refinería1

(miles de barriles diarios)

Volumen esperado
Proceso de crudo
Crudo Maya
(porcentaje)
Producción
Gas licuado
Propileno
Gasolinas
Diesel
Turbosina
Combustóleo
Asfaltos
Coque (ton/día)
Azufre (ton/día)
1Considera producción del crudo.

Fuente: Elaboración propia. Pemex Refinación.

Beneficios

Balances

La construcción de una nueva refinería incidirá de manera importante en el balance oferta-demanda de gasolinas y permitirá reducir las importaciones en aproximadamente 140 mbd.

En cuanto al balance de diesel, con la entrada en operación de la reconfiguración de la refinería de Minatitlán, prácticamente se encontraría en equilibro hacia el año 2010. No obstante, se tiene previsto un incremento importante en la demanda por este producto, por lo que el nuevo tren contribuiría a cubrir los faltantes en los siguientes años.

Empleo

Durante la fase de ingeniería que se llevará a cabo entre 2009 y 2010, se requerirá la participación, en el periodo de mayor actividad, de 900 a mil trabajadores humanos altamente calificados.

Para la construcción de la refinería, que iniciará en 2010 y culminará en 2015, se emplearán, en el periodo de mayor dinamismo, de 9 mil a 10 mil 500 personas de manera directa, lo que generará, de manera indirecta, entre 31 mil 500 y 36 mil 800 empleos indirectos.

Dada su naturaleza, esos empleos serán temporales. Para la operación de las instalaciones se requerirá de la actividad permanente de mil a mil 400 empleados a partir de 2015.

De esta manera, la ejecución del proyecto permitirá generar entre 41 mil 400 y 48 mil 300 empleos, entre directos e indirectos, durante las fases de ingeniería y construcción, y de mil a mil 400 de manera permanente.

Divisas

Con la entrada en operación del nuevo tren de refinación, se obtendrá un impacto positivo en la producción de combustibles de alto valor de mercado y se reducirá la balanza negativa de divisas de petrolíferos, en aproximadamente 6 mil millones de dólares hacia 2016.

Bookmark and Share

SociBook del.icio.us Digg Facebook Google Yahoo Buzz StumbleUpon

Especificaciones técnicas de una nueva refinería

Principales insumos de una refinería

El petróleo crudo es la materia prima principal, suministrado por el organismo Pemex Exploración y Producción.

Los insumos adicionales que requiere una refinería son:

  • Gas natural. Materia prima generadora de hidrógeno, indispensable en los procesos de hidrodesulfuración y como combustible en los calentadores a fuego directo y en las calderas generadoras de vapor.
  • Energía eléctrica: En buena medida se genera en el interior de las mismas refinerías, pero también depende en parte del suministro adicional de la CFE.
  • Agua. Se emplea básicamente como un medio de enfriamiento en los procesos y como suministro a las calderas generadoras de vapor.
  • Isobutano. Materia prima de las plantas de alquilación para producción de alquilado, componente de las gasolinas de alto octano.
  • TAME/MTBE. Componentes oxigenados de las gasolinas.
  • Ácido fluorhídrico. Catalizador de las plantas de alquilación para producción de alquilado.
  • Ácido sulfúrico y sosa cáustica como materias primas para la obtención de agua desmineralizada para la generación de vapor.

Productos principales que se obtienen en una refinería:

  • Gasolina Pemex Magna
  • Gasolina Pemex Premium
  • Turbosina
  • Combustóleo
  • Pemex-Diesel
  • Asfalto
  • Azufre
  • Propileno
  • Lubricantes
  • Coque
  • LPG (Propano-Butano)

Procesos que constituyen una refinería

Una refinería moderna debe contar con infraestructura suficiente para mantener la continuidad de su operación, es decir, tener flexibilidad para realizar mantenimientos, son la interrupción total de la producción.

Las plantas con las que deberá contar la nueva refinería son:

  • Destilación combinada primaria y vacío
  • Coquización retardada
  • Hidrodesulfuración de gasolina
  • Hidrodesulfuración de nafta catalítica
  • Hidrodesulfuración de destilados intermedios
  • Hidrodesulfuración de diesel
  • Hidrodesulfuración de gasóleos de coquización y de vacío
  • Hidrodesulfuración de naftas de coquización
  • Desintegración catalítica FCC
  • Reformación de naftas
  • Isomerización de pentanos y hexanos
  • Isomerización de butanos
  • Alquilación
  • Hidrógeno
  • Azufre
  • Hidrockacking

Función de cada uno de los procesos

Destilación combinada primaria y vacío. La función de estos procesos es descomponer o separar el petróleo crudo en sus diferentes componentes por medio de destilación atmosférica y al vacío.

Coquización retardada. La función de esta planta es procesar el residuo de vacío para obtener productos de mayor valor agregado como gas, gasolina y gasóleos.

Hidrodesulfuración de gasolina. La función de este proceso es eliminar de la gasolina el contenido de productos indeseables como azufre y nitrógeno.

Hidrodesulfuración de nafta catalítica. La función de este proceso es disminuir el contenido de azufre por debajo de 15 partes por millón de la gasolina catalítica producto.

Hidrodesulfuración de gasóleos de coquización y de vacío. La función principal de este proceso es disminuir el contenido de azufre en el diesel y en el gasóleo producto.

Desintegración catalítica FCC. La función principal de este proceso es la obtención de gasolina catalítica de alto octano.

Reformación de naftas. La función principal de este proceso es la obtención de gasolina reformada de alto octano.

Isomerización de pentanos y hexanos. La función principal de este proceso es incrementar el índice de octano de la gasolina de carga.

Isomerización de butanos. La función principal de este proceso es la obtención de isobutano.

Alquilación. La función principal de este proceso es la obtención de gasolina (alquilado) de alto octano.

Hidrógeno. La función de este proceso es la obtención de hidrógeno de alta pureza.

Azufre. La función principal de este proceso es la recuperación del azufre de los gases ácidos.

Hidrocracking. La función principal de este proceso es convertir el diesel a gasolina.

Bookmark and Share

SociBook del.icio.us Digg Facebook Google Yahoo Buzz StumbleUpon

El camino hacia una nueva refinería

Presentamos un recuento de cómo se tomó la importante decisión de construir una nueva refinería para el beneficio de México.

Etapa 1. El plan y las primeras posibles sedes

El 18 de marzo de 2008 el Presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, instruyó a la Secretaría de Energía y a Petróleos Mexicanos a iniciar los estudios y analizar la factibilidad técnica, financiera y logística que permitiese construir una nueva refinería en el territorio nacional, la primera en 30 años.

El 30 de julio de 2008 Pemex presentó al Congreso de la Unión el Estudio de viabilidad para construir una nueva refinería en México. Los contenidos de dicho estudio se alinearon específicamente con los requerimientos del Congreso. No pretendía ser un dictamen definitivo.

Dicho estudio consideró potenciales localizaciones tomando en cuenta criterios como la cercanía a los centros con mayor demanda de combustibles y la facilidad de acceso al suministro de materia prima.

Al ser un estudio preliminar, se determinó evaluar la rentabilidad de cada una de las potenciales localizaciones por separado. No se incluyó una evaluación de los beneficios potenciales del aprovechamiento de residuales, ni el contexto de la modernización integral del Sistema Nacional de Refinación.

Etapa II. Evaluación de las sedes definitivas

De agosto de 2008 a marzo de 2009, Pemex recibió nuevas solicitudes para ser incorporadas en el análisis, así como estudios adicionales de parte de gobiernos estatales ya considerados en el estudio de julio de 2008.

En respuesta a todas estas solicitudes, Pemex realizó una nueva revisión de cada una de las propuestas, con objeto de hacerlas comparables.

El 25 y 27 de marzo se llevaron a cabo las presentaciones públicas de los diez estados interesados. Además de resultar un ejercicio inédito de transparencia que permitió a la sociedad conocer cada una de las propuestas, técnicos de Pemex, del IMP e independientes, pudieron realizar preguntas específicas sobre diversos temas a los equipos técnicos de cada estado.

Dicho ejercicio permitió enriquecer el análisis de Pemex con detalles no conocidos como los planes de desarrollo de los gobiernos estatales, las dificultades esperadas, así como los diferentes tipos de apoyo que los gobiernos estarían en posibilidad de ofrecer a Pemex para el mejor desarrollo del proyecto.

Una vez concluidos los eventos públicos se incorporó toda la información de los diez estados interesados (Hidalgo, Guanajuato, Oaxaca, Veracruz, Tlaxcala, Puebla, Michoacán, Campeche, Tabasco y Tamaulipas) en el esquema metodológico general y se procedió a calcular la rentabilidad de cada una de las alternativas en lo individual.
De acuerdo con esta nueva evaluación individual (abril de 2009), las localizaciones con mayor rentabilidad son las que permiten aprovechar residuales.

Al aprovechar los residuales se capturan las economías de escala de un proyecto integral, lo que genera rentabilidades adicionales, del orden de mil millones de dólares de VPN en promedio, sobre refinerías sin integración.

Basta comparar el VPN de Tula en julio de 2008 y abril de 2009 para corroborar el sustancial incremento que sufre la rentabilidad de ambos proyectos al incorporar el aprovechamiento de residuales.

Ello es así porque el aprovechamiento de residuales permite abaratar el costo de la materia prima mediante la sustitución de crudo por residuales, generar economías de escala y aumentar la disponibilidad de crudo para exportación.

Algunos de los criterios incorporados al modelo de evaluación de rentabilidad son:

  • el tipo de tecnología para el proyecto
  • la configuración de las plantas
  • el tamaño de la nueva refinería
  • la distancia a las fuentes de crudo
  • la distancia a las zonas de consumo
  • la disponibilidad de materia prima
  • la calidad del crudo disponible
  • la eficiencia operativa con la que se planea operar la infraestructura
  • el análisis geográfico
  • el análisis ambiental
  • el análisis social de campo
  • la infraestructura existente (carretera, ductos, refinación)
  • el aprovechamiento existente de residuales
  • el costo de los terrenos, entre otros.

Etapa III. El resultado final

Finalmente, y para concebir con el análisis, se analizó el portafolio completo de proyectos de refinación de manera integral, a fin de garantizar que el suministro futuro de la demanda sea eficiente para el SNR y contribuya a mejorar la situación financiera de Pemex Refinación.

Para ello, se evaluaron combinaciones de proyectos buscando elevar, aún más, la rentabilidad de ese proyecto.

El portafolio que incluye construir nueva capacidad en Tula con aprovechamiento de residuales (P-1) y la reconfiguración de Salamanca resultó el más rentable.

Bookmark and Share

SociBook del.icio.us Digg Facebook Google Yahoo Buzz StumbleUpon

Twitter: suponline

Más Visitados

  • RSS
  • Twitter
  • Facebook